Rabo de ternera con chocolate (en cocotte)


Hola a todos.

Las fiestas ya tocan a su fin y creo que todos estamos deseando volver a la normalidad. A la normalidad en cuanto se refiere a la mesa. Las demás cosas las dejamos como están. No hay que olvidar que queda la fiesta más grande para los más pequeños. Ellos la esperan con muchísima ilusión. Los Reyes son y han sido el día más bonito que se puede vivir en la infancia.

Seguimos  con la cocina. El blog es precisamente para ello.

Antes he dicho lo de volver a la normalidad. Todos andamos un poco cansados de comidas copiosas, fuera de horarios y con ingredientes que, normalmente, no empleamos en nuestras comidas cotidianas. Sin embargo, no he podido resistirme a hacer una comida que es, igualmente, algo poco apropiada para finalizar estos días. Y no me he resistido porque, en estas fiestas, he recibido un magnífico regalo que me ha hecho muchísima ilusión: Una cocotte. Hacía mucho tiempo que me rondaba por la cabeza tenerla. El precio, por otra parte, me obligaba a esperar tiempos mejores. Yo digo que este año Papa Noel, sabiendo la ilusión que me hacía, no ha querido que espere más tiempo y se ha adelantado. Sea como sea, el regalo ha hecho que no quiera esperar nada y he decidido estrenarla cuanto antes.

Ante todo, quiero deciros que, mientras hacía este plato, he disfrutado muchísimo. La elaboración nada tiene que ver con la tradicional forma de hacerlo en un utensilio tradicional, valga la redundancia. Es fácil y cómoda. Eso sí, necesita tiempo para hacerse.

La cocotte es un recipiente de hierro fundido. Por tanto, el calor se distribuye de igual forma por todas sus paredes, incluyendo la tapadera. En la cocotte espero hacer muchas recetas. Os pongo la primera. Y prometo contaros mi experiencia poco a poco y con distintas comidas.

Mi receta no es original. He cogido un poco de aquí y otro poco de allá. Algún ingrediente sí ha sido de mi invención. El resultado ha sido espectacular. Os animo a que la hagáis.

Rabo de ternera con chocolate (en cocotte)

Ingredientes para 4 personas

– 1 rabo de ternera

– 1 rama (con hojas) de apio

– 1 puerro

– 2 zanahorias

– 3 dientes de ajo

– 1 cebolla mediana

– 1/2 vaso de agua de vino tinto

– 1 vaso de agua

– 2 cucharadas de aceite o.v.e.

– 1 pizca de pimienta molida

– 1 c.s de chocolate rallado, mínimo 72% de cacao

– la piel seca de una naranja

– 4 tomates secos

Elaboración

Ya en la carnicería, nos habrán cortado el rabo a trozos. Así que sólo hay que salpimentarlos y reservar.

Picaremos todas las verduras finamente y, con las dos cucharadas de aceite, las sofreiremos en la cocotte a fuego medio. Añadiremos los trozos de rabo y les daremos unas vueltas. Cubriremos la carne con el vino, el agua y echaremos la piel de naranja. Esperamos que empiece a hervir y pierda el alcohol, e inmediatamente llevaremos al horno que ya tendremos precalentado a 150ºC. Con la tapa puesta, esperaremos a que vuelva a hervir. En ese momento, bajaremos el horno a 120ºC. Así lo mantendremos hasta que la carne esté completamente tierna. Unos cinco minutos antes de que termine, añadiremos el chocolate.

Yo la tuve en el horno durante dos horas y media. Encendido por arriba y por abajo. Todo dependerá de vuestro horno y de la carne. Váis probando durante la cocción dos o tres veces.

Rabo de ternera con chocolate (en cocotte)

Rabo de ternera con chocolate (en cocotte)

Comprobaréis que la carne, además de tierna, tiene un precioso color. Se saca de la cocotte y la salsa se pasa por el chino. Se sirve bien caliente. El acompañamiento es opcional. Yo puse alcachofas rehogadas. También se puede acompañar de puré de patatas, arroz, etc. Al gusto de cada cual.

Buen provecho!!

Con mucho amor, Ani

Anuncios